Microcrítica: Hannah Arendt


Qué cuenta: El proceso de creación de La banalidad del mal, uno de los ensayos más famosos de la filósofa Hanna Arendt

Lo mejor: Todo: el tema, el personaje, el mensaje, el modo de contar la historia... Un ejemplo de como una película puede ser arte, cultura y filosofía de alto nivel. 

Lo peor: Que alguien se la pierda.


Público: Cualquiera. Jóvenes y adultos. Hombres y mujeres. Es una película imprescindible. También para los que van al cine a entretenerse. Una cinta que estimula la inteligencia no tiene por qué ser aburrida.


Del 1 al 10: 9


Aquí explico por qué es imprescindible.

Y aquí un buen artículo para entender el cine de Von Trotta

Comentarios